Cuando el sol muere y se esconde, nacen los que algunos llaman hijos de la noche.

De almas opacas y ropas negras salen a la calle en un intento de exorcizar sus demonios internos, que claman por rendir culto a la luz de la Luna.

Pero no solo los demonios, viven bajo el halo lunar. Los Ángeles, surcan el cielo nocturno, bañándose en los rayos que ellos mismos llaman Sol oscuro, un astro que provee luz al alma pero no disipa la oscuridad que hay en ella.

¿Por qué nunca te enseñe a volar? ¿Por qué nunca te tome de la mano y te lleve a mi mundo?, aquel donde vivo en soledad y oscuridad…

A lo mejor porque la luz de tu pequeño sol abarcaría toda mi soledad entonces ya no tendría un lugar en donde refugiarme y poder estar sola… en lo oscuro de mi alma.

¿Por qué no te conviertes en Luna? Podrías ser Luna y vivir en armonía con la oscuridad, iluminarías mi alma pero tan solo con la leve luz de tu belleza…

Entonces mi oscuridad no se disiparía y podría aprender a vivir contigo y con ella.

 

Conviértete en mi Sol Oscuro.

 

 

Anuncios